Mesoterapia Facial Virtual e Inyectada (con y sin agujas): resultados y efectos secundarios

La mesoterapia facial es un tratamiento antienvejecimiento para la cara. Se utilizan sustancias beneficiosas para la piel y los músculos subcutáneos, reduciendo la cantidad de grasa y produciendo un efecto tensor que elimina arrugas.

Mesoterapia Facial

Mediante la aplicación de microinyecciones la mesoterapia facial tiene muy buenos resultados contra el envejecimiento del rostro. Tiene beneficios contra los signos de expresión y la flacidez de la piel del rostro.

Aplicada en la cara revitaliza y mejora el tono, siendo una de las mejores formas de conseguir rejuvenecer la piel sin cirugía.

La mesoterapia facial actúa directamente en la zona tratada, pudiéndose aplicar con sin agujas. En este caso, tendríamos dos tipos de tratamientos.

  • Mesoterapia inyectada.
  • Mesoterapia sin agujas o virtual.

Aplicación del tratamiento de mesoterapia facial

Mesoterapia facial inyectada

La “inyectada” como su nombre indica hace uso de microinyecciones para suministrar principios activos beneficiosos con el cutis.

La mesoterapia facial inyectada proporciona efecto tensor y mayor luminosidad al rostro, eliminando las imperfecciones típicas de la edad y el tono apagado.

Mediante la aplicación de ácido hialurónico, colágeno y vitaminas la piel aumenta en firmeza. También puede utilizarse silicio orgánico y otros elementos esenciales para el cuidado y nutrición de la piel.

Mesoterapia inyectada

De esta forma, mediante el uso de la pistola se activa la regeneración y se proporciona todo lo necesario para que el propio organismo sea quien reafirme el tejido subcutáneo, produciendo resultados en tan solo unas semanas.

Mesoterapia facial sin agujas

El llamado tratamiento sin agujas de mesoterapia es una forma de activar la síntesis de colágeno y promover la formación de elastina.

Las células dérmicas son estimuladas mediante pequeñas corrientes eléctricas que, a diferencia del tratamiento con agujas, no necesita microinyecciones.

La mesoterapia facial sin agujas hace uso de corrientes de baja y media frecuencia para dilatar los poros de la piel, lugar por el que van a pasar la moléculas cosméticas y medicinales para completar el tratamiento.

Mesoterapia sin agujas o virtual

En muchas ocasiones, se le llama como mesoterapia facial virtual ya que, al mismo tiempo, corresponde a este tipo de terapias virtuales que no necesitan inyectar los principios activos.

Resultados

  • Eliminación de arrugas pequeñas.
  • Aumento de la hidratación del rostro.
  • Mejora del color de la piel.
  • Piel más suave y lisa.

La mesoterapia facial tiene unos resultados más que aceptables, pero siempre hay que tomarlos como son. Al no tratarse de una cirugía tiene menos alcance que estas pero, sin embargo, no tiene los efectos secundarios y riesgos que el bisturí produce.

Tanto la mesoterapia virtual facial como la inyectada es ideal para personas que tienen 40 años. Puedes ser un poco más joven o un poco más mayor. Pero generalmente, las mujeres y hombres con esa edad son los que mejores resultados tienen.

El motivo es porque a partir de los 40 años la piel pierde hidratación y comienza a decaer, mostrando los primeros síntomas de flacidez.

Al aplicar la mesoterapia sobre el rostro se detiene el envejecimiento, promoviendo la formación de nueva elastina, fibra que tensa la piel y eleva los pómulos. Si se aplica en la zona del cuello puede disminuir las arrugas circulares.

En personas más jóvenes, por ejemplo, con 30 años las propiedades tensoras también se notan, pero debido a que lo más probables es que haya menos signos de expresión, los resultados de la mesoterapia facial serán menos visibles. Lo que sí podemos decir es que si no tienes muchas arrugas notarás que tu piel estará más joven durante más tiempo, es decir, que envejecerá menos.

¿Pero en qué consiste?

En inyectar o aplicar sustancias a través de la piel como las siguientes:

  • Ácido hialurónico.
  • Aminoácidos.
  • Antioxidantes.
  • Colágeno.
  • Silicio orgánico.
  • Metilsilanotriol: para bloquear los radicales libres.
  • Dimetilaminoetanol o DMAE: protector de las proteínas como el colágeno. Funciona con efectos rápidos y también a largo plazo.
  • Argireline: para relajar los músculos y así evita la formación de arrugas. Es un hexapéptido con efectos parecidos al Botox.
  • Vitaminas A, C, D, E y K: que actúan sobre la flexibilidad de la piel, regulan el crecimiento de los sistemas celulares y estimulan la síntesis del colágeno. Además, pueden favorecer una mejor coloración de la piel, inhibiendo la síntesis de melanina y la formación de manchas faciales.

En algunos casos puede requerirse usar directamente colágeno y, en otros, aplicar silicio orgánico que es un fantástico estimulador del colágeno natural.

En función de cada tipo de piel y su envejecimiento se puede usar una mezcla distinta, favoreciendo, en cada caso, el rejuvenecimiento facial.

¿Tiene efectos secundarios?

Aunque es un tratamiento muy suave y respetuoso con el tejido cutáneo que forma el rostro en ocasiones puedes notar algunas molestias después de realizarlo. Los efectos secundarios de la mesoterapia facial son:

  • Inflamación.
  • Rojez.
  • Sensación de calor.
  • Picazón.

Lo más común es notar después de la primera sesión es una ligera sensación de quemazón. Es habitual que la piel se enrojezca un poco debido a las sustancias que se han aplicado.

La inflamación es algo más común en la mesoterapia inyectada, aunque esta también es ligera.

En función de las sustancias usadas es posible que sientas algo de calor en las mejillas. Síntoma que desaparecerá después de unas horas.

Los compuestos cosméticos son absorbidos poco a poco, así que es totalmente normal que sientas la piel rara.

En el caso de usar mesoterapia virtual facial es menos probable tener molestias. Al usarse la electroporación (corrientes eléctricas que abren los poros) evitas las pequeñas molestias de las microinyecciones faciales. Sin embargo, la absorción con la inyectada es algo mayor, motivo por el que siempre se recomienda este método.

Contraindicaciones

  • Infección de piel.
  • Heridas.
  • Psoriasis.
  • Tratamientos farmacológicos.

Hay algunas consideraciones que debemos tener en cuenta antes de comenzar el tratamiento de mesoterapia. La primera que la piel esté totalmente sana.

Además, en caso de existir algún tipo de herida es mejor esperar.

Si tomas medicamentos siempre debes comunicarlo para evaluar la conveniencia o no de comenzar.

Número de sesiones y frecuencia

  • 3 sesiones.
  • 1 sesión por semana o cada 2 semanas.

Lo normal es repartir las sesiones cada 7 días o incluso espaciarlas un poco más para que los compuestos cosméticos puedan ser asimilados bien.

En algunos casos puede existir la necesidad de aumentar la dosis, en cuyo caso, con realizar la sesión cada semana será suficiente.

Ten en cuenta que siempre puede existir ligeras variaciones. Estas estarán basadas en el estado de salud de tu piel y su calidad, así como la edad que tienes y los signos de envejecimiento.

En el caso de que sólo quieras un mantenimiento porque ya te has realizado el tratamiento, con una o dos sesiones cada 3 meses será más que suficiente.

Otros tipos de mesoterapia para la cara

Mesoterapia facial con plasma

Además de la inyectada y la virtual se menciona, a menudo, el uso de la mesoterapia facial con plasma.

Este tipo de tratamiento usa factores de crecimiento que son obtenidos mediante el tratamiento de un poco de sangre del propio paciente. Se realiza una extracción de sangre, se centrifuga y se obtiene el plasma rico en plaquetas que, posteriormente será inyectado intradérmicamente en la zona que deseamos tratar.

Puede aplicarse a partir de los 30 años de edad para conseguir mayor tersura de la piel del rostro y, así, obtener, mucha más elasticidad cutánea.

¿Qué beneficios tiene el uso del plasma?

  • Regulación del pH.
  • Aumento de la hidratación.
  • Efecto tensor.
  • Reunificación del tono cutáneo, menos manchas faciales.
  • Brillo natural.

Opiniones profesionales

Sin duda estamos ante un tratamiento facial que tiene muy buenas propiedades antienvejecimiento cuando se aplica de forma adecuada. Las opiniones sobre la mesoterapia facial y sus resultados son, la mayoría de veces positivas.

Hay que mirar con perspectiva. Los primeros días, en ocasiones, hay cierta inquietud debido a que los efectos pueden retrasarse semanas, así que es lógico que, ante el ímpetu de querer ver un rostro más joven de inmediato, se creen opiniones negativas.

Sin embargo, a medida que pasan las semanas y el colágeno se forma, la piel toma un aspecto mucho más claro y con menos arrugas, resultados que duran en el tiempo.

Te recomendamos que siempre que busques opiniones las tomes con perspectiva y, si deseas ver el resto de tratamientos posibles le pegues un vistazo a la sección de mesoterapia.